viernes, 14 de marzo de 2014

Transporte público gratuito subsidiado por automovilistas: sí se puede


avatar

POR SEBASTIÁN GUZMÁN / ... la libre movilidad en la ciudad debe considerarse un derecho. Para los ricos, el derecho está garantizado por sus recursos, no así para los pobres. El pobre tiene que sacar recursos de la olla para movilizarse y buscar trabajo. No puede ir a museos o conciertos gratuitos porque no tiene plata para la micro. Para ejercer el derecho a educarse debe gastar dinero que no tiene en transportarse. Vive en la periferia y tiene un costo mayor de tiempo para poder disfrutar cualquier servicio de la ciudad; al menos no debiera asumir un costo monetario mayor.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada