miércoles, 25 de septiembre de 2013

VERDAD Y JUSTICIA RETROACTIVA EN LA TRANSICIÓN A LA DEMOCRACIA



Por Adolfo Stubrin / El mérito de Alfonsín fue sostener en 1983 que la auto-amnistía debía ser anulada por una ley de jure y sus efectos declararse inexistentes para abrir así la posibilidad de que los dos vectores de una política reivindicativa (la verdad y la justicia retroactiva) pudieran desplegarse. Su rival de entonces, el candidato del Partido Justicialista Dr. Italo A. Luder (que había sido Senador en 1973), con sus propios argumentos, pensaba que el principio jurídico de la ley penal más benigna era inquebrantable y que debía ser aceptado aún en este caso extremo en aras de la convivencia y la pacificación.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada