jueves, 30 de enero de 2014

CARTA ABIERTA III: LAS BUENAS INTENCIONES NO SON SUFICIENTES

Por Luis Aznar / Los relatos son elementos muy importantes de la extraordinaria actividad humana llamada política. Pero una de sus condiciones sustantivas es la distancia entre el contenido del relato y lo que consideremos como la realidad. Por ejemplo, entre la fiesta pretendidamente alegre y participativa por los 30 años de democracia y los saqueos y muertes de los días anteriores. Existen algunos grados de libertad en esa distancia, definible como lo ideológico-interpretativo pero la misma no es irresponsablemente elástica. Si el relato pierde su conexión con la realidad se convierte en puro cuento, puro grupo en el sentido tanguero, popular y nacional del término.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada